viernes, 23 de marzo de 2018

PROYECCIÓN EMPRESARIAL


LA SITUACIÓN HOY…

Diariamente encontramos en los diferentes medios de comunicación artículos que anuncian el desempleo, su crecimiento constante y su proyección al futuro.

Solo en Colombia, el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (Dane) reveló que el 2017 cerró con una tasa de desempleo de 9,4%, lo que representa un aumento frente el 9,2% que registró el indicador al finalizar el 2016. (Publicado en Revista Economía el 30 de enero de 2018).


Pero el problema no es solo de Colombia, este panorama se repite en muchos países, incluso en las grandes potencias mundiales, como Estados Unidos, España y Japón. La revista Dinero en su publicación del 19 de enero de 2015, afirma “La crisis del desempleo en el mundo se agudizará en los próximos cinco años, según un informe de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que prevé que en 2019 más de 212 millones de personas no tendrán trabajo frente a los 201 millones actuales”.

Lo más preocupante de la situación expuesta es que los jóvenes menores de 29 años son los más afectados y sufren más este flagelo.
Pero, ¿por qué se da esta situación?, ¿acaso el mundo está en crisis y todas las empresas están cerrando sus puertas a nuevas contrataciones?...
La respuesta es más cruel… Estamos siendo reemplazados por la tecnología. Sí, esa es la realidad. Pero, ¿por qué?...

Las maquinas hacen lo que tienen que hacer, según lo programado, con unos estándares pre-establecidos, no importa a qué hora lo deban realizar,  por cuantas horas y mucho menos se preocupan por un pago, un día festivo o una incapacidad.

No se pretende insinuar que los seres humanos activamente trabajadores, no tenemos derecho a un horario limitado de trabajo, a gozar de unos días de descanso dominicales o festivos, a recibir un salario justo o a tener un descanso por enfermedad; no, lo que se pretende es crear consciencia en reconocer ¿que tenemos nosotros, que nos hacen mejor que las maquinas?
La respuesta es clara: Nosotros somos seres humanos, seres pensantes y coherentes, no necesitamos una programación, podemos hacer mucho más que eso o mucho menos, según nuestra voluntad. ¿Está usted preparado para las necesidades del mercado?... Recuerde, lo que ayer aprendió, hoy ya no es útil, lo que aprenda hoy, mañana muy probablemente haya cambiado.



El mundo es cambiante, el sector empresarial es cambiante, el mercado es cambiante, la sociedad es cambiante; lo que fue bueno ayer, hoy está fuera de contexto,  lo que fue moda ayer, hoy es anticuado. Los grandes estrategas nos han implantado necesidades cada vez mayores, necesidades que antes no las teníamos y hoy parecen ser vitales.
Estos estrategas son los que necesita hoy el mundo empresarial. Cabe preguntar aquí: ¿Qué tan estratega soy?... El estratega se mide por sus ideas novedosas, porque no espera a recibir una orden, una programación, por el contrario genera innovación, genera necesidad al mercado.



LA EMPRESA FAMILIAR



Otro atenuante al factor emprendimiento es el poco desarrollo y prosperidad de la empresa familiar.  Según el artículo, Empresas de familia: ¿por qué fracasan?, publicado por la revista Semana en septiembre de 2016, “Estadísticas a nivel mundial indican que el 70 por ciento de las empresas de familia desaparece en la transición de la primera a la segunda generación, porque se acaban o porque pasan a manos de terceros. Al 20 por ciento le sucede lo mismo cuando llega a la tercera generación y al 7 por ciento que logra arribar a la cuarta. Los datos más dramáticos muestran que solo el 3 por ciento de las sociedades familiares que superan la cuarta generación viven para contar la historia”; y la historia es más cruel cuando podemos afirmar según el diario El Tiempo, que 8 de cada 10 empresas en todo el mundo cierran antes de completar dos años.

Pero, ¿Qué está pasando con las empresas familiares?... La respuesta podría ser, nada, exactamente nada. Los fundadores de estas pequeñas empresas no miran en ellas su proyección, no creen que sus hijos, nietos o familiares, que se han preparado universitariamente merezcan continuar en algo tan pequeño o tan poco representativo. No, esos jóvenes universitarios se merecen un buen cargo y si es público, mucho mejor.

Nuestros antecesores, la sociedad y la misma comunidad educativa se han encargado de prepararnos para la “empleaditis”,   se han encargado de hacernos creer que necesitamos de unos poderosos (políticos) para que nos ubiquen en un empleo con un buen salario y ojala permanecer en el, hasta nuestra jubilación.

Que denigrante, que poco valor le damos a lo nuestro, que poca proyección empresarial vivimos; preferir denigrarnos personal y profesionalmente ante estos dioses (políticos), que desarrollar nuestras propias empresas y generar fuentes de empleo. Es que acaso no podemos entender; cuando usted asume un cargo patrocinado por un político, no es su cargo, no son sus decisiones, no es su gestión, no es su capacidad; es lo que diga y ordene su padrino político y más triste aun, usted tiene que regalarle parte de su sueldo y ser su títere en las campañas electorales.

Si usted tiene una empresa, o hace parte de una empresa familiar, trabaje para ella, proyéctela en el futuro, no importa a que se dedique, recuerde que las grandes empresas familiares que hoy tenemos en el mundo y en nuestro país, han empezado siendo pequeñas empresas. Ejemplos típicos a citar: Una pequeña panadería, hoy “Pan Bimbo”; un humilde mensajero crea lo que hoy es “Servientrega”, una pequeña zapatería, hoy es “Brahma” y muchas otras empresas familiares mundialmente reconocidas, que se pueden considerar potencias empresariales como: Volskwagen de la familia Porsche, Peugeot y Ford  de familias con el mismo nombre; han creído en ellos, han creído en su desarrollo y sobre todo se han comprometido con la sociedad.

LOS MODELOS DEL PENSAMIENTO ESTRATÉGICO



Las oportunidades empresariales dependen de la actitud emprendedora y las posibilidades de inversión. Estas inversiones se pueden clasificar en bloques hard y bloques soft; conceptos que deben ser claros para el emprendedor. 

Su empresa familiar o idea de negocio, requiere un pensamiento estratégico, requiere la identificación de amenazas y oportunidades externas de una empresa, al igual que las debilidades y fortalezas internas, el establecimiento de la misión de una compañía, la fijación de objetivos, el desarrollo de estrategias, el análisis de dichas alternativas y la decisión de cuales escoger.
La ejecución de las estrategias demanda que la empresa establezca metas, diseñe políticas, motive a sus empleados y asegure recursos de tal manera que las estrategias formuladas puedan ser llevadas a cabo en forma exitosa. La evaluación de estrategias comprueba los resultados de la ejecución y la formulación.

La aplicación de la Gerencia Estratégica permite el monitoreo continuo de los hechos y las tendencias internas y externas en las que se desenvuelven las organizaciones, adecuándose, previendo los cambios y buscando un crecimiento sustentado.

En nuestro próximo artículo ampliaremos este modelo y nos adentraremos a conocer más el campo empresarial, sus características, funciones y sobre todo, su proceso administrativo, estructurado por la planeación, organización, dirección y el control.



1 comentario:

  1. Excelente análisis, que importante fomentar el espíritu empresarial en los jóvenes.

    ResponderEliminar